Mostrando 1–12 de 26 resultados

SANDALIAS PARA HOMBRE

Es casi esa época del año en la que tus zapatillas de deporte favoritas se toman un respiro en lugar de una sandalia ligera para la mayor parte de la diversión del verano. Sí, puedes llevar un “chancletas” y no sentirte ridículo: las sandalias de hombre siempre están de moda. La clave para encontrar las mejores sandalias de hombre para un estilo veraniego fresco es apostar por las chanclas o sandalias clásicas.

Piensa en cuero de alta calidad, detalles deportivos sencillos y, por supuesto, plantillas de calidad que proporcionen un apoyo cómodo para los pies. Aunque hay varios estilos de sandalias que pueden llamarle la atención, tenga en cuenta dónde piensa dejar ver sus dedos para orientarse hacia la compra de la sandalia adecuada: las sandalias de vestir elegantes son ideales para las ocasiones formales, mientras que las chanclas deportivas y duraderas son las mejores para las horas de paseo.

Tipos de sandalias para hombre:

Sandalias para caminar

Las sandalias para caminar son perfectas para las personas activas y amantes del aire libre. No son exactamente una pieza de estilo, sino que están hechas para durar y proteger. Si eres especialmente activo, un buen par de sandalias para caminar siempre será tu amigo. Deja las chanclas para la playa y coge las sandalias de paseo para las caminatas, las exploraciones y demás.

Sandalias Huarache

Las sandalias Huarache son una fantástica mezcla de elegancia y desenfado. Casi parecen un par de mocasines, pero su efecto tejido y su peso ligero las hacen ideales para las fiestas de verano. Si quieres ir elegante pero también quieres mantener tu estética veraniega, unas sandalias huarache lo conseguirán.

Hay una gran variedad de diseños con las sandalias huarache. Desde las minimalistas sandalias Huarache para correr, que son esencialmente una suela y algo de cuerda, hasta los diseños más sofisticados tipo mocasín. Se adaptan tan bien a un buen par de pantalones como a unos pantalones cortos.

Tipo chancla

Estas sandalias son las que todos conocemos. Son cómodas y fáciles de llevar. No hay mucho que decir sobre las chanclas, pero sí tenemos algunos consejos.

Si tienes unas chanclas estándar de espuma o goma, éstas deben ser para actividades ligeras y para descansar. Llévalas en la piscina, en la playa o para pequeños recados que no requieran caminar mucho. Esto se debe a que las chanclas estándar no ofrecen mucho apoyo para los pies y hacer demasiado con ellas puede dañar los pies.

¿Qué buscas?

X
Ir arriba